Equinoccio de otoño

El día en que las horas de oscuridad y luz son iguales

Solo durante los equinoccios —el de otoño y el de primavera— nuestros relojes aciertan a marcar justo doce horas de día y doce horas de noche. Este martes 23 de septiembre es uno de esos días.

la palabra equinoccio proviene del término latín «aequinoctium» que significa «noche igual». Durante todo este martes habrá las mismas horas de luz tanto en el hemisferio sur como en el norte.

El equinoccio de otoño es el fenómeno natural que marca el inicio de esta temporada en el hemisferio norte y el comienzo del verano en el hemisferio sur.

Este evento ocurre cuando el sol cruza el ecuador terrestre y sus rayos caen perpendicularmente a la Tierra, no como el resto del año, cuando la rotación es desigual.

El equinoccio se registra únicamente en marzo y septiembre de cada año. El próximo será el 20 de marzo de 2015.

En algunos países, los cambios son más sutiles, en lugar de empezar a hacer frío, lo que sucede es que poco a poco deja de sentirse el fuerte calor.

No obstante, estos cambios en la duración de la luz solar que llega a esta parte del hemisferio norte produce un efecto muy particular en algunas personas: la llamada depresión otoñal.

Asimismo, existen diferentes estudios sobre cuántas personas se ven afectadas con este tipo de depresión. Los estimados varían de 30 a 50 por ciento total de la población que vive de la línea del Ecuador al norte.

Otros fenómenos que acompañarán al Otoño:

Lluvia de estrellas

Entre los acontecimientos que están por venir en otoño se encuentra la lluvia de meteoros: la primera es la de las Dracónidas, cuyo máximo se da hacia el 8 de octubre.

Finalmente, respecto a las agrupaciones de estrellas conocidas como constelaciones, alrededor de la estrella Polar se verán a lo largo de la noche Cisne, Casiopea, Osa Menor y Jirafa.

Otros efectos

La entrada del otoño conlleva que los días cada vez se hagan más cortos en favor de la noche. Se estima que cada día se pierde una media de tres minutos de luz solar. Esta es una estación de «transición» al invierno, donde las temperaturas rozan sus mínimos. Como consecuencia, los árboles empiezan a perder sus hojas, que cambian del verde intenso veraniego a toda una amplia gama de marrones. La caída de las hojas se ve favorecida por el aumento de la fuerza de los vientos, propiciado por la nueva estación.

otono41

El equinoccio de otoño sólo puede producirse en cuatro días señalados del año, del 21 al 24 de septiembre. Este amplio rango se debe a que el paso de los años influye en cuándo ocurre. Según se encuadren los años a lo largo del tiempo, tanto bisiestos como no bisiestos, respecto a la duración de cada órbita de la Tierra alrededor del Sol. A lo largo de la primera y segunda década de siglo, este fenómeno se dará entre el 22 y 23 de septiembre, siendo su comienzo más tardío en 2003 y su inicio más madrugador en 2096.

Anuncios